Semana de buen cine

MARIELA SAGEL
El Siglo, 15 de abril de 2013
Desde el jueves 11, y por una semana, se está celebrando en Panamá la segunda versión del International Film Festival de Panamá, que además de las estupendas películas que ponen en las diferentes salas de cine, cuenta con estrenos de gala para las mejores cintas, entre ellas la que cierra con broche de oro, la película ‘NO’.

Hace un año tuvimos la primera versión y nos hemos quedado con ganas. En Panamá tenemos una alta rotación de cine, contando que los estrenos ‘hollywoodenses’ llegan casi que al mismo tiempo que a las ciudades grandes del mundo, pero muchas veces esas películas, si no son muy comerciales y no cuentan con una agresiva campaña de mercadeo, no duran más de lo que uno termina de ver la cartelera en el periódico. Viene entonces la persecución por obtener el DVD —que a veces es pirata—, y así vamos reciclando un gusto que muchas veces une a la familia ante un televisor y a la mayoría de las personas en torno a un tema. Con este esfuerzo de muchos amantes del cine, y la presencia de algunos famosos actores y actrices, podemos ver no solo la película, sino escuchar, en algunos casos, del propio director de la cinta, los mecanismos que utilizó para hacer, por ejemplo, dibujos animados, o efectos de claroscuros que ni nos habíamos imaginado. Esta semana salió una foto de Rubén Blades cuando hacía el personaje de Plutarco Elías Calles en Cristiada, y se veía muy diferente a las fotos que mostraban al cantante y político almorzando con el exadministrador de la Autoridad del Canal hace unos días, y eso era el resultado de una buena producción.

La película con el nombre de ‘NO’ estuvo nominada en el Festival de Cannes al mejor filme extranjero y está basada en la obra de teatro ‘El Plesbicito’, del autor chileno Antonio Skármeta. Es la historia de la campaña publicitaria que se realizó en Chile en 1988, cuando el pueblo de esa nación escogió entre la dictadura de Pinochet y el retorno a la democracia. Es una historia de alegría y esperanza en medio del desasosiego.

La lista de películas que se va a presentar es tan inmejorable que va a faltar tiempo —como el año pasado— para verlas todas, porque no tenemos el poder de la ubicuidad. Sentémonos frente al programa y escojamos las que sabemos no podremos ver en un corto tiempo, y aprovechemos cada día, hasta el miércoles 17, cuando clausura.