Archivos de la categoría Infraestructuras

DE ESCUELAS Y FEMINISMO

Por Mariela Sagel, 5 de marzo de 2017
Esta semana empiezan otra vez las clases en las escuelas primarias y secundarias y la universidad de Panamá también inicia sus semestres en estos días. Después de unas calurosas y radiantes semanas de verano, aderezadas por el jolgorio del carnaval – que para algunos se convirtieron en verdaderas trifulcas públicas vergonzosas – el regreso a la rutina, los inevitables tranques, y la frustración por lo que no hace la Asamblea de Diputados, el gobierno y la Corte Suprema se cierne como una nube negra sobre el país, sobre todo porque los centros escolares públicos no están listos y presentan el estado deplorable de todos los años.

Esta semana también se celebra el Día Internacional de la Mujer, el 8 de marzo, y son muchos los eventos que todos los años se organizan para conmemorar esta fecha, por parte de los grupos feministas y cada año son más las contribuciones a los estudios de género que se suman a la celebración que desde 1911 se observa en Alemania, Austria, Dinamarca y Suiza y que la Organización de Naciones Unidas exhortó a sus miembros a seguir desde 1972.

Pero como en todos lados se cuecen habas, actualmente deberíamos hacer una balance en lo que se ha alcanzado en cada país y apuntar los cañones y los esfuerzos hacia lograr la paridad que nos merecemos. Hace apenas unos días, el eurodiputado polaco Janusz Korwin-Mikke, conocido por sus posturas machistas, racistas y antisemitas declaró tan campante frente al parlamento europeo que las mujeres deberíamos ganar menos porque somos inferiores a los hombres, lo que ha provocado una ola de protestas en todo el mundo. Alega que somos más débiles, más pequeñas y menos inteligentes. Semejante exabrupto le costó una fuerte reacción por parte de sus colegas, especialmente de una parlamentaria española.

El ignorante y sesgado diputado basa sus aseveraciones en las estadísticas de cuantas ajedrecistas mujeres hay que hayan logrado hacerse de un campeonato porque él es asiduo practicante de este deporte pero no informó que hay una húngara que llegó a estar entre los 10 mejores jugadores del ranking mundial.

El tema de las mujeres hay que mantenerlo vivo y beligerante porque ahora Estados Unidos tiene un presidente que ha mostrado y muestra a diario su desprecio hacia el sexo femenino y algunos de sus representantes encuentran más fácil, a fin de ganar méritos, hacer lo mismo y embisten emulando sus necios desplantes. Panamá no ha logrado grandes avances en este aspecto, a pesar de que tenemos una vicepresidenta, varias ministras y vice ministras, diputadas y una magistrada. Si alguna de nosotras, pobres mortales, osamos criticar algún acto o actuación pública nos caen en pandilla diciéndonos que “calladitas nos vemos más bonitas”, de parte tanto de hombres como mujeres.

Al mismo tiempo, la Real Academia de la Lengua anunció que revisará la definición de “sexo débil” que todavía aparece al lado de la descripción de género femenino, gracias a una petición que elevaron más de 71 mil personas a través de la plataforma change.org en la que criticaba a la institución por permitir “estos machismos”. Sin embargo, aclaró la RAE, el cambio se hizo desde 2015, y en algunos casos no se conoce la actualización porque se usan ediciones impresas antiguas. En la versión digital que se ofrecerá con la actualización se le agregará una “marca de uso” que señalará la acepción “sexo débil” como una expresión “con una intención despectiva o discriminatoria” a la vez que adicionará al lado de “sexo fuerte”, para referirse a los hombres, como que el que la usa lo hace “en sentido irónico“.

Todo un debate se ha generado en torno a esto, incluso de parte de académicas como Soledad Puertolas, quien ha alegado con mucho sentido -con el que me identifico- que ella reivindicaría su debilidad como válida y no como inferioridad. Todo está en la actitud que tengamos y la auto estima de la que gocemos. Tanto hombres como mujeres tenemos nuestras fortalezas y debilidades y solamente habría que ver la diferencia genética, la capacidad para concebir y dar a luz y ser, además de madre, muchas veces padre, esposa, ama de casa, maestra, trabajadora, resuelve todo y por ahora, no reconocidas con el mismo salario, a pesar de que tenemos que gastar más en todo, y no por vanidad sino por necesidad.

22 mensajes an

TOMEMOS CONCIENCIA

Por Mariela Sagel, El Siglo, 30 de enero de 2017

Panamá ha entrado en un torbellino de problemas que uno tapa al otro y no podemos concentrarnos y ponerle prioridades.  Tal parece que un escándalo le cae encima al otro y eso no lo podemos permitir.

El pago de coimas de Odebrecht debe llevarse hasta las últimas consecuencias y que se auditen todos los proyectos que esta empresa constructora ha hecho desde el año 2006. Al Ministerio Público deben dársele los fondos necesarios para que investigue sin cortapisas, y de la misma forma, devolverle el expediente de los #PanamaPapers y que empiece, de una vez por todas, a investigar ese asunto.

Todos los ciudadanos debemos participar en el debate de la propuesta ley 245 porque si no lo hacemos, si seguimos indiferentes, la delación no va a ser otra cosa que más impunidad para los corruptos.  Hay que estar alertas e involucrarnos.  De igual forma, exigir que se aclaren todos los chanchullos que nos han sobresaltado en los últimos años, como Financial Pacific, Barro Blanco, Riegos de Tonosí, por decir unos pocos, pasando por todas las obras de infraestructura que cuestan el doble o triple de lo que se estimaba.

Los panameños tenemos que estar conscientes de que la corrupción nos afecta a todos, porque encarece las obras de infraestructura, o priva a los más necesitados de servicios básicos como agua, alcantarillado, educación o salud.  Panamá está entre los países más desiguales del mundo, pero a los ojos de todos somos el que más crece en la región, lo que es incongruente con lo que realmente ocurre.  Cada día se encarecen más las cosas y se reducen las oportunidades para ascender en los campos laborales.  Si todos tomamos conciencia de lo grave que estamos, haremos los cambios y exigiremos la rendición de cuentas necesaria.  No es excusa el decir que “robó pero hizo”.  Es inaceptable y se hace cómplice de la corrupción el que así piensa.